VENTAJAS DEL ENSACADO DEL HUESO DE ACEITUNA PARA CALDERAS DE BIOMASA:

1) Comodidad.

2) Limpieza.

3) Condiciones óptimas "desecado" (% humedad entre 10 y 12 %) del combustible para el buen funcionamiento de su caldera según instaladores. Planta secadora en nuestro sistema industrial que garantiza el desecado del hueso de aceituna.

4) Evita  malos olores.

5) Perfecto dosificado para su caldera.

6) Peso adecuado para su manejabilidad (15 kg.)

7) Facilidad de reposición: en cualquier lugar, en cualquier momento y la cantidad que desee.

8) Ecológico: utilizamos sacos de papel reciclado y la materia prima se trata de un biocombustible.

9) Eficiente. 5 LITROS DE GASOIL EQUIVALEN EN PODER CALORÍFICO A 10 KG DE HUESO DE ACEITUNA. AHORRO DE 2/3 PARTES CON RESPECTO AL GASOIL

 Explicación del funcionamiento y mantenimiento de una caldera: aqui

   Equilibrio alre-grano. Para una cierta categoría de productos y para una temperatura determinada, la condición de equilibrio en el intercambio de vapor de agua entre los granos y el aire está representada por la llamada "curva de equilibrio higroscópico".

   Procesos de secado: Así pues, se puede realizar el secado de los productos haciendo circular aire más o menos caliente a través de una masa de granos. En su movimiento, el aire cede calor a los granos, absorbiendo la humedad de las capas más superficiales. Esquema de los intercambios de humedad entre aire y granos. Desde el punto de vista físico, el intercambio de calor y de humedad entre el aire y el producto que se seca se traduce en los fenómenos siguientes: • recalentamiento de los granos, acompañado por un enfriamiento del aire; • reducción del contenido de humedad de los granos, acompañada por un aumento de la humedad relativa del aire. Pero este proceso no tiene lugar de manera uniforme. En efecto, el agua presente en las capas superficiales de los granos se evapora mucho más fácilmente y con más rapidez que la de las capas internas. Es mucho más difícil, por consiguiente, rebajar el contenido de humedad de un producto del 25 % al 15% que del 35% al 25%. Sería erróneo pensar que se puede superar esta dificultad procediendo a un secado rápido a temperatura elevada. En efecto, tales condiciones de secado engendran tensiones internas, produciendo pequeñas fisuras que pueden conducir a una rotura de los granos durante los tratamientos ulteriores. Para el secado de los granos, los métodos empleados son sustancialmente dos: • el secado natural, • el secado artificial. Uno y otro método presentan ventajas e inconvenientes, y no existe ningún método ideal que permita satisfacer todas las necesidades.

Contador de Visitantes de la web